DeChalaca.com

DeChalaca.com
Encuéntranos haciendo click en la imagen

miércoles, 10 de diciembre de 2008

CUADRANGULAR FINAL - COPA PERU 2008: CNI de Iquitos logra igualarle 2-2 al Cobresol y lidera la finalísima

FESTEJO MOQUEGUANO: Miguel Silva alzando las manos, mientras sus compañeros celebraban con Héctor Rojas el segundo tanto del Cobresol. (Foto: Andrés Durand / www.dechalaca.com)

EL CHATO SALVADOR: Carlos Barrena anotó el primer tanto del elenco iquiteño, el pequeño volante cumplió en la cancha, algo usual en él.
(Foto: Andrés Durand / www.dechalaca.com
)

El delantero "albo" Roberto Valenzuela luchó, pero no consiguió marcar anoche (Foto: Andrés Durand / www.dechalaca.com)

Ate - Miércoles 10 de Diciembre (Por Diego Rodríguez - www.dechalaca.com): Atropellada charapa. CNI aceleró al final y le empató 2-2 al Cobresol, con lo que el cuadro loretano queda a la cabeza de la Finalísima. Los de Machuca eran los favoritos para ganar el partido, pero su floja defensa los hizo sufrir demasiado; al final, sus individualidades rescataron el punto. Cobresol desaprovechó las múltiples oportunidades que tuvo y ahora es el que más complicado la tiene.

El marco para la noche del estadio Monumental era digno, con el público animando incesantemente a ambos equipos y las mascotas como estandartes. Pancartas preparadas para la ocasión de ambas barras y con las ciudades respectivas ante la expectativa del encuentro. El mismo presidente del CNI comentaba que se habían cerrado calles y hubo festejos durante la noche por la victoria ante el Sport Huancayo; hasta los guacamayos loretanos celebraron el triunfo. Por eso, aparte de fútbol peleado, la Copa Perú y sobre todo la Finalísima representan un conjunto de emociones.

Finalísima y durísima
Para estos torneos con partidos tan seguidos, un equipo debe prepararse bien y el físico es pieza clave a fin de lograr un resultado positivo. Se juegan la campaña de un año entero en partidos determinantes. En el conjunto selvático hubo una gran modificación con respecto al partido anterior: en el arco entró el loretano Gino Pinedo por el titular Ángel Venegas, debido a una fractura sufrida por este. Además, hubo dos bajas de peso en la zaga: el lateral Harold Beltrán y el central Jean Paul Sánchez quedaron fuera por sendas distensiones de ligamentos. Ausencias importantes dado lo acontecido en el encuentro. En filas moqueguanas ingresó el veterano Freddy Suárez ante la expulsión de Miguel Vinces el partido pasado.

Proponen y Garay impone
Empezó bien Cobresol, atacando y sorprendiendo con la sólida presencia del moreno Silva en la ofensiva. El CNI comenzaba a mostrar fallas y sus centrales, ambos zurdos, no coordinaban las marcas. Por otro lado, también contragolpeaba de peligrosa forma: el ‘Chato’ Barrena se desenvolvía bien y solo podía ser detenido con falta. Su dupla de alta envergadura pero irregular definición, Luna - Valenzuela, también amenazaba. En un contragolpe bien armado, un gran pase del ‘10’ iquiteño encontró solo a Luna, quien tras eludir al arquero marcó en el arco de Espinoza. Pero el juez Garay, mal respaldado por su asistente, anuló el gol pese a que la jugada era totalmente válida.

Arquero de fulbito de mesa
La comentada lesión de Venegas dejó sin mucha respuesta al CNI. Un conjunto que pretende subir a Primera debe tener un arquero suplente de por lo menos regular presencia. La improvisada entrada de Gino Pinedo, quien se encuentra muy alejado del biotipo de arquero y con nerviosismo obvio, provocó la consecución de los dos goles iquiteños. El primero de grueso error tras no poder sostener un inofensivo tiro libre de Crovetto, y el segundo que se le pasó por abajo tras un no muy fuerte disparo de Héctor Rojas.

Dos tacachos de emoción
CNI se vio sorprendido por el accionar moqueguano. Su débil defensa sobrevivía como podía, y tuvo que apelar a sus individualidades para ganar siquiera un punto, eso sí, importantísimo para el ascenso. Primero un gran contragolpe provocó el pase de Hugo Castillo para que sirviera a Barrena ante un Espinoza apresurado. Y, casi al final del partido y con Cobresol reconvertido a defensa de cuatro y luchando por mantener los tres puntos, un buen cabezazo de Sanguinetti sin marca alguna decretó el empate final. Después el acoso loretano fue máximo y hasta el palo tuvo que internvenir para mantener el resultado. Empate justo, pues ambos fallaron lo mismo y anotaron lo suficiente.

Para ver la crónica completa del partido, ficha del cotejo y galería de imágenes, hacer click en el siguiente link de la web Dechalaca.com: